Ahora es más fácil recordar el número de Fabu