Tuvieron su última cita en 1953, no se vieron durante 64 años y esto pasó cuando se reencontraron

Tras el encuentro, la vida los separó y cada uno armó su futuro, sin pensar que seis décadas después protagonizarían esta historia.

Tras el encuentro, la vida los separó y cada uno armó su futuro, sin pensar que seis décadas después protagonizarían esta historia. 

En 1953, Jim Bowman y Joyce Kevorkian fueron juntos al baile de graduación de la preparatoria York High School en Illinois, Estados Unidos, pero ese mágico momento se fue perdiendo el tiempo, luego de que la vida se encargara de separarlos.

screenshot.7

Con el paso de los años, la pareja perdió el contacto y cada uno siguió con sus vidas, casándose y armando sus familias con otras personas.

Sin embargo, ese no era el final de la historia de amor, ya que 64 años después del fugaz romance, y cuando ambos habían enviudado, Jim se preguntó qué sería de la mujer con la que bailó hace seis décadas atrás, así que decidió buscar su dirección y enviarle una carta.

Esta acción inició un intercambio de llamadas y correos electrónicos, los cuales ayudaron a que la pareja no sólo retomara el contacto, sino que también le dieran un final a su incluso amorío con una importante decisión: unir sus vidas para siempre.

screenshot.9

“Estábamos destinados. Dicen que una persona nunca olvida a su primer amor verdadero y era como si hubiese una chispa que todavía estaba latente en nuestros corazones”, confesó el flamante novio sobre el reencuentro a CBSNews.

La nieta de Jocye, Anna Harris, detalló cómo ocurrieron las cosas entre los ancianos. “El novio de preparatoria de mi abuela la llamó hace algunos meses para planear la reunión. Los dos tienen 81 años y son viudos. Su conversación llevó a otra llamada y a otra y eventualmente las llamadas se convirtieron en visitas, y se enamoraron nuevamente”, declaró.

screenshot.8

“Mi abuela comenzó a sonreír otra vez, nuestras conversaciones eran sobre su futuro y lo que esperaba. Volvió a ser ella misma poco a poco. Supongo que lo mismo le pasó a Jim, su hija le habló a mi abuela para agradecerle por ‘ayudar a su papá a sonreír otra vez'”, agregó la Anna.

La joven compartió las hermosas postales en que su abuela y su primer amor se unieron en matrimonio, a través de su cuenta de Twitter, donde suman casi 2 mil ‘me gusta’.

screenshot.10

Fotos: Twitter

pixel